El último 27 de noviembre Priyanka Reddy circulaba en su moto hacia su casa por la noche, cuando de repente tuvo que frenar por una pinchadura en un neumático y solicitó ayuda a unos camioneros que estaban descansando en el lugar, pero a medida que pasaron los minutos se dio cuenta que los sujetos se comportaban sospechosamente por lo que decidió llamar a su hermana Bhavya para que la vaya a asistir y poder escapar del lugar.

Y sus temores, se hicieron realidad. La joven veterinaria se vio encerrada por los choferes que intentaron calmarla con amenazas cuando ella comenzó a gritar con desesperación por la situación que estaba viviendo.

Parte de los restos de la veterinaria.

Luego, los degenerados secuestraron a la mujer, la llevaron a un lugar oscuro y luego de violarla en reiteradas oportunidades y golpearla, la mataron y luego la transporaron a otro sitio para prenderla prendieron fuego. La familiar de la víctima llamó a la policía, que llegó a los pocos minutos al lugar, en donde encontró el cuerpo carbonizado.

“Cuatro personas han sido arrestadas y han confesado un ataque sexual contra la víctima. Debido al ataque sexual y la fuerza, ella quedó semiconsciente”, dijo el agente a cambio de la investigación.

“Pusieron su cuerpo en un camión y la llevaron a un lugar diferente donde colocaron su cuerpo debajo del puente y le echaron combustible diesel y gasolina sobre el cuerpo y la quemaron”, agregó. Lo llamativo a pesar de la confesión fue que a través de la autopsia, no se pudo comprobar la misma, debido a las extensas