El misterio de las muertes de tres personas atravesadas por flechas en un hotel