El ministro de Vivienda y Urbanización, Fidel Sáenz, aseguró que con la unificación de áreas como Rentas, Vialidad, IPV y Catastro, entre otros, “estamos cumpliendo un compromiso de campaña para hacer más eficiente la gestión de políticas públicas”.

Sáenz señaló que se pretende llevar tranquilidad a los trabajadores con respecto a su fuente laboral, sus ingresos y la carrera administrativa, los cuales no se verán afectados, al igual que la condición autárquica del organismo del hábitat, dependiendo del ministerio a su cargo. 
 

“Tanto el IPV como el ministerio van a gestionar la política de viviendas de la provincia a través de una Dirección General de Viviendas. Nosotros no venimos a quitar ningún derecho adquirido ni a dar de baja ninguna fuente laboral, pero sí buscamos seguir teniendo mayor eficiencia en la administración de la política habitacional de la gestión de gobierno”, subrayó el ministro de Vivienda y Urbanización.