A través de una ardua tarea investigativa, personal de la División Abigeato de la Policía de la Provincia se constituyó en un domicilio ubicado en la esquina de la Avenida Maximio Victoria y Pasaje El Canillita de esta Ciudad Capital, donde se entrevistó con un hombre de 61 años, quien hizo entrega voluntaria del animal, que quedó en calidad de secuestro, manifestando que lo habría adquirido en buena fe.

Finalmente, se dio intervención a la Fiscalía de Instrucción en turno, desde donde se impartieron las medidas a seguir.