A pocos días de la muerte del jinete de la delegación de Catamarca Norberto Cossutta, otros dos episodios casi trágicos sucedieron anoche en la doma del Festival de Jesús María. Esta vez, los participantes sufrieron traumatismo de cráneo y uno de ellos se encuentra grave.

El entrerriano Leonardo Javier Trevissan sufrió una fractura de cráneo y la perforación de un pulmón; en tanto que Francisco Fabián Haacker, de Mendoza, también resultó herido con traumatismos de cráneo.

Trevissan, de 38 años, participaba de una monta en la categoría “Basto con encimera” cuando cayó del caballo y su pie se trabó en la rienda, por lo que se golpeó repetidas veces contra el suelo.

El médico del campo de la doma, lo revisó en el anfiteatro José Hernández, desde donde fue trasladado a la Clínica Jesús María. El personal de salud del lugar constató que había sufrido un traumatismo de cráneo y lo derivó al Hospital Italiano de Córdoba por la gravedad de la lesión.

La hermana del jinete fue quien confirmó que el hombre se había fracturado el cráneo y sufrió una perforación de pulmón.

El hecho ocurre tan solo cuatro días después de la muerte de Cossutta, oriundo de Córdoba pero radicado desde hace años en Catamarca, quien sufrió politraumatismos tras haber sido aplastado por su caballo. La víctima fue llevada de urgencia al hospital, pero horas después falleció producto de los fuertes golpes que sufrió.